Friday, July 9, 2010

this is the last day of our acquaintance

Me quedan unas tres horas de trabajo en esta empresa en la que trabajé durante un año y tres meses.

Me alegra inmensamente dejar de trabajar con clientes/usuarios. Esta fue mi primera - y ojalá última - vez en este tipo de trabajo. Pero no me arrepiento. Fue, digamos, una experiencia antropológica interesante. La conclusión general es que la gente está loca, o es mala, o es estúpida, or all of the above. Pero seguramente mi sample esté sesgado por el tipo de ser humano que llama o escribe a los servicios al cliente. Asumir que el porcentaje de locos/malos/estúpidos que se comunican con customer support es el mismo porcentaje de locos/malos/estúpidos en la población general no sería correcto desde el punto de vista científico, creo. Espero.

La cosa es que espero ansiosa volver al mundo editorial, a un trabajo donde el contacto con humanos se reduce casi al mínimo posible. Y que tiene más que ver con lo poco que sé hacer. Y qué está considerablemente mejor pago.

Aprendí cosas acá. Aprendí algunas cosas técnicas del mundo de La Internet que antes no sabía. Aprendí a escribir en inglés casi automáticamente y casi sin dudar. Aprendí a entender cuando la gente me deletrea su dirección de mail rapidísimo, por teléfono y con diversidad de acentos regionales. Y me hice una amiga brasilera (que, BTW, renunció en la misma semana que yo y hoy es su último día también).

Son muchas las cosas que voy a extrañar:
- El barrio. Soho/Village rocks. Midtown sucks. No hay nada que hacer.
- La ausencia total y absoluta de dress code. Jeans, zapatillas, jogging, pijama, pantuflas, descalcismo, todo es aceptado acá sin que nadie se fije.
- A mis supervisores, los jefes más copados que tuve ever.
- La heladera llena de bebidas (cerveza incluida) y fruta fresca, todo gratis. Y los desayunos de los martes.
- Los demos de los viernes.
- Hablar/escribir en inglés. Es sabido que desde el lunes, mi habilidad lingüística empezará a deteriorarse abruptamente.
- Mis dos super mega monitores.
- The courtesy Whole Foods card.
- La libertad de elegir el horario y los días de trabajo.
- The witticism. Acá la gente es brillante. El chat interno de la oficina es lo más.
- La pequeñez: 65 empleados en total. (vs. The Corporation, con 21,000 empleados - I kid you not).

Pero suponemos que la satisfacción de no lidiar con idiotas y un salario 50% más alto serán suficientes para contrarrestar la nostalgia.

3 comments:

Carolina July 9, 2010 at 6:49 PM  

donde vas a trabajar ahora mer, que tipo de trabajo? Te sigo desde siempre, elsurdelsur, twitter, etc.
Yo empiezo nuevo trabajo el lunes en una "Corporation"... miedo total, pero bueno calculo que como vos decís tendrá sus cosas buenas y malas.
Saludos!
Carolina

m. July 23, 2010 at 12:22 PM  

Hola :)
El trabajo es de editora, para el programa de lectura de libros de texto de educación primaria. Es en una mega corporación que hace un montón de cosas además de materiales educativos.
Suerte en tu trabajo nuevo.

A very Bad Kitty August 13, 2010 at 6:14 PM  

The courtesyc Whole Foods card...

for real? AY!! QUe envidia tan poco sana!!! =)

  © Free Blogger Templates 'Photoblog II' by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP